lunes, 7 de julio de 2014

Fisiología I: Somatotipos y Homeóstasis

 Defínase Fisiología como la ciencia que estudia el comportamiento de los seres multicelulares, en esta rama la enfocaremos a la fisiología humana, y concretamente a los procesos que están relacionados con el rendimiento deportivo en sus aspectos más destacados.

Somatotipos

Se define como los estereotipos básicos de fisionomía del cuerpo (forma o funcionamiento), debido a una serie de circunstancias tales como la alimentación y la actividad física. Se distinguen 3 tipos básicos:



Ectomorfo: Estas personas se caracterizan por tener músculos delgados y alargados y por almacenar muy poca cantidad de grasa,les cuesta ganar peso debido a una aceleración del metabolismo, lo cual les hace tener muy alto el gasto energético.

Mesomorfo: Estas personas tienen un aspecto atlético ya de por sí, tienen predisposición al desarrollo muscular, y almacenan grasa en poca cantidad, no tienen muchos problemas ni para ganar masa muscular ni para perder grasa, variando un poco el entreno y la nutrición.

Endomorfo: Estas personas tienen un sobrepeso visible debido a una ralentización del metabolismo, por lo cual el gasto energético es bajo, y generalmente asociado a una resistencia a la insulina, lo cual les repercute en que el almacenamiento de grasas sea algo muy sencillo.



 Hoy día no es habitual encontrar a personas que tengan rasgos exclusivos de un somatotipo, sino que existen variaciones, se pueden deducir los rasgos partiendo de la pirámide de más arriba, estimando en que parte del segmento de  unión nos encontramos.

 Dependiendo de lo anteriormente mencionado se variará tanto la dieta, como el diseño del entrenamiento, en el cual se deberán incluir matizaciones enfocadas al somatotipo de la persona que queremos entrenar, para que el resultado sea lo más efectivo y eficiente posible. Todo NO da el mismo resultado a todas las personas, debido a que cada persona tiene unas características especiales, de ahí la importancia de hacer las cosas bien, adaptadas a nuestro cuerpo.

 Homeóstasis

 Esta palabreja tenemos que tenerla siempre presente dentro del mundo del deporte y la alimentación, ya que está directamente relacionada con el comportamiento del cuerpo. La definimos como el estado de equilibrio entre los procesos del cuerpo. Y es el estado al que tiende siempre el cuerpo en su proceso de adaptación a situaciones externas, ya sean dependientes de la práctica del deporte o de la variación de la alimentación. En la siguiente imagen se explica muy bien el mecanismo.




 En cuantas ocasiones nos hemos dado cuenta de que un entrenamiento o una dieta parece que deja de ser efectiva y/o de darnos resultado al cabo de 6 u 8 semanas. ¿Es esto porque el entrenamiento o la dieta están mal diseñados? Pues cláramente NO, eso es porque el cuerpo se va adaptando poco a poco a las cosas que le vienen de fuera, hasta entrar en un estado de equilibrio en el que no necesite ni variar su desarrollo muscular, ni variar su estado nutricional.

 Una vez entremos en estado de Homeóstasis o equilibrio, necesitaremos variar de nuevo el entrenamiento o la nutrición, o ambas, para que el cuerpo entre de nuevo es estado de desequilibrio y se reactive bien el desarrollo muscular, bien la variación de peso o almacenamiento de grasa.



 Centrándonos en el entrenamiento, diremos que el único entrenamiento que es efectivo siempre, es el que siempre varía, tanto de tipo de entrenamiento, como de orden de los ejercicios, como de velocidad de ejecución... etc (lo veremos pronto en el capítulo de entrenamientos), el resto de entrenamientos se fundamentan en aplicar un tipo de estímulo, estímulo el cual el cuerpo se acaba adaptando, el indicador más claro son "las agujetas", son micro-roturas musculares producidas por una variación de estímulo que supera la capacidad de las fibras en ese momento, una vez realizada la adaptación las agujetas tras el entreno se reducen hasta casi desaparecer, esto suele llevar unas 6/8 semanas aproximadamente dependiendo del tipo de entrenamiento.



 Con relación a la nutrición esto sucede también con el ritmo metabólico, y está directamente relacionado con la ingestión de ciertos nutrientes que estimulan el tiroides (grasas). Al comenzar una dieta nos damos cuenta de que suelen funcionar muy bien, pero que con el paso de las semanas la eficiencia va disminuyendo, esto se debe a la adaptación del nivel metabólico del cuerpo, el cual puede aumentar o disminuir en función de lo recortado de la dieta. En este caso también depende de otros factores, como por ejemplo el número de comidas, la cantidad de nutrientes y el tipo, no con todos el cuerpo reacciona de igual manera. Al igual que sucede con el entrenamiento, ante periodos de estancamiento la mejor solución es variar la dieta, para salir de ese bache producido por la Homeóstasis (También lo veremos en la sección de nutrición).

 Y hasta aquí hoy, seguiremos viendo más cosas en próximos días.

Gracias por leer este Blog

Jun

No hay comentarios:

Publicar un comentario